Ad
Ad
Ad
Ad
El 1 Opina

Clases con PAE contratado, pero sin vigilancia ni aseo en Bolívar

Tatiana Velásquez
Cofundadora de La Contratopedia Caribe

Ad

Las escuelas públicas de Bolívar comenzaron clases el 22 de enero con el programa de alimentación escolar (PAE) contratado para los primeros 48 días del calendario, pero sin el aseo y la vigilancia garantizados porque el gobierno de Yamil Arana convocó esas licitaciones apenas hace 10 días. Las aulas deberán esperar un mes más para contar con aseadores y vigilantes.

La Gobernación contrató el PAE el 17 de enero, por $26.714 millones. Los contratistas son una mezcla de nuevos rostros y viejos conocidos. Entre estos últimos están Fundación Alimentando a Colombia, Fundación Productiva por Colombia y Logística y Suministros Pentágono SAS, que Bolívar ha contratado los últimos años como miembros de distintas uniones temporales y consorcios.

Incluso, uno de ellos (Fundación Productiva por Colombia) entregó en 2022 leches en mal estado en un municipio del sur. Asunto que obligó a la Secretaría de Educación a suspender la operación por dos días. Ese privado repite este año como operador en esa zona.

Aunque el PAE fue contratado a tiempo, en varias sedes no arrancó desde el primer día. Así ocurrió en la Institución Educativa Macayepo, zona rural de El Carmen de Bolívar, donde las raciones comenzaron a llegar el 25 de enero, y en la Institución Educativa de Norosí, en el sur, donde el PAE debía iniciar el 5 de febrero. 

El Sindicato Único de Educadores y Trabajadores de la Educación de Bolívar (Sudeb) emitió un comunicado para respaldar “la protesta de las comunidades exigiendo garantías y condiciones dignas para el trabajo educativo”. Los docentes, quienes les hicieron un llamado a los órganos de control para “que actúen y no callen”, ya habían protestado en 2023 por problemas con el PAE y la falta de aseo y vigilancia. 

Para ellos hay una crisis educativa, que también incluye problemas de infraestructura agudizados los últimos dos años con la construcción de 11 megacolegios. Esas obras debían estar listas en 2022, pero siguen en ejecución y por esos retrasos hay estudiantes recibiendo clases en espacios improvisados.

Todos esos problemas contrastan con el reciente reconocimiento que Fenalco Bolívar le hizo a la secretaria de Educación Verónica Monterrosa. Los comerciantes la exaltaron como “Empleada Público Distinguida” por “su dedicación y compromiso con las iniciativas para la transformación y desarrollo educativo”. Entre las razones por las que le dieron el galardón está el retrasado plan de infraestructura.

No sorprende esa distinción a Monterrosa, pues se la entregó un gremio con el que tiene vasos comunicantes: antes de iniciar su servicio público, fue directora ejecutiva del Consejo Gremial de Bolívar, del que Fenalco forma parte. 

Mientras tanto, en las aulas públicas de Bolívar esperan una real transformación educativa, que podría comenzar con condiciones mínimas garantizadas desde el primer día de clases, como raciones del PAE entregadas puntualmente y servicios de aseo y vigilancia contratados.

*Las opiniones expresadas en las columnas son responsabilidad exclusiva de los autores y no representan el punto de vista ni la posición del Canal 1.

Temas Relacionados:

Ad
Siguenos en Google News