El exfutbolista colombiano Faustino, El Tino Asprilla, fue víctima de los delincuentes en los últimos días al revelar cómo fue el violento robo en una de sus lujosas propiedades.

El hecho ocurrió el pasado domingo de elecciones, 13 de marzo en su hacienda ‘San Jerónimo’ ubicada en el municipio de Tuluá, Valle del Cauca.

Según relató El Tino Asprilla en su cuenta de Twitter, donde hizo pública su denuncia, cuatro hombres, fuertemente armados, ingresaron a su propiedad, en donde golpearon y amordazaron a sus empleados.

De acuerdo con el ahora comentarista deportivos, estos delincuentes no tuvieron piedad de estos empleados, ni si quiera por ser personas de la tercera edad.

“Desocuparon la casa y se llevaron, herramientas, los enseres y las cosas personales de los trabajadores que nos ayudan”, escribió El Tino Asprilla.

Mientras avanzan las investigaciones del millonario robo, el astro del fútbol no se quiere quedar con los brazos cruzados y aseguró que quien lo ayudara a encontrar los delincuentes recibiría una recompensa.