Sin importar razas, tamaños o edad, algunos perros tienden a ser agresivos y muchas veces sin razón aparente, generando múltiples problemas a sus dueños. Sin embargo, detrás de una conducta negativa como esta siempre hay motivos que es posible corregir.



¿Por qué mi perro es agresivo?

Inicialmente, hay que entender el porqué de la conducta del can, la tendencia agresiva de un perro no está relacionada con su raza, como muchos creen, sino con su instinto por defender su territorio y manada, este último es más fuerte en algunos ejemplares.

El origen de esta conducta con frecuencia es producto de una mala gestión al momento de la socialización. En dicho instante el perro se somete a fobias, frustraciones, excitación excesiva o miedos. A pesar de lo anterior, cualquier perro está en capacidad de aprender a comportarse adecuadamente.

¿Cómo saber qué está provocando este comportamiento?


Es muy difícil encasillar los motivos por los que un perro muerde a otro o a una persona, pero generalmente están relacionados con:

  • Conductas protectoras, considera que debe defender a su familia de algún peligro.
  • Autodefensa, siente que alguien está vulnerando su integridad.
  • Protección de recursos, los canes no son animales a los que les agrade compartir sus pertenencias, espacios o comida.
  • Enfermedad, cuando el can siente dolor, puede presentar conductas irritables.

¿Qué puedo hacer para corregir esta conducta?

Nunca debes tomar a la ligera este tipo de conductas, corrige desde el primer instante a tu perro. 

Un error bastante común que encontramos cuando se torna agresivo y empieza a gruñir, a halar o en general cambia su postura a una de ataque es que su dueño comienza a intentar calmarlo con un tono pasivo.

Recuerda que los perros no interpretan las palabras sino el tono con el que le hablas, por lo que puede estar interpretando esta acción para tranquilizarlo como un premio.

Tu perro interpreta tu estado de ánimo, así que si estás nervioso al momento del paseo, él interpretará tu inseguridad como si estuvieran en peligro. Mantén la calma para que él también se relaje.

Este es un proceso de aprendizaje para tu perro y para ti, así que si es necesario pedir ayuda a un entrenador profesional no te sientas mal. Adicional, mientras tu can está aprendiendo a socializar de una manera correcta, lo mejor es implementar las medidas de seguridad necesarias como el bozal y la correa para controlarlo.

Recuerda que cada semana en Canal 1 respondemos tus preguntas sobre Peludos del 1.

Encuentra allí también una sección llamada Desaparecidos y Encontrados para que reportes si hallaste algún perrito o gatito, o si tu amigo peludo se perdió.