Una de las noticias virales que dejó esta semana es el diario que lleva Adam Ellis, un ilustrador de Nueva York, quien desde agosto ha relatado en su cuenta de Twitter la presencia de un espectro en forma de niño que lo acosa a él y a sus gatos.

La historia empieza el pasado siete de agosto cuando Adam escribió:

 “La primera vez que lo vi, tuve parálisis de sueño (me sucede constantemente) y vi a un niño sentado en la mecedora verde que está al pie de mi cama. Tenía una cabeza gigante y deforme que estaba abollada en un lado. Lo dibujé lo mejor que pude”.

Foto: Twitter @moby_dickhead

Te recomendamos: Johny Depp participa en un orgía de Marilyn Manson y este es el video

De acuerdo con el ilustrador, en sus sueños el espectro de cabeza hundida se hace llamar “Dear David” (querido David) y escribió en varios tuits un poco de la historia de este niño:

“Estaba en una librería y una niña se me acercó y me dijo, ‘Has visto a Dear David (Querido David), ¿verdad?’. Yo le pregunté, ‘¿quién?’ y me dijo, Dear David. Tú lo viste. Él está muerto. Solo aparece a la medianoche y puedes hacerle dos preguntas si dices ‘Dear David’ antes, pero nunca le hagas una tercera pregunta o te matará”.

Te puede interesar: 5 películas imperdibles de terror que están basadas en hechos reales

En uno de sus sueños, Adam se atrevió a preguntarle al niño, ¿cómo había muerto a lo que respondió que había sido en un supermercado y que alguien había empujado una estantería sobre él.

El ilustrador cuenta que desde que se mudó a un apartamento más amplio las experiencias paranormales con este espectro pasaron de ser de sus sueños a la vida real y prueba de ello es que notaba cosas en otros lugares, pero sobre todo el comportamiento extraño de sus gatos.

Al ver que muchas cosas pasaban, decidió que en sus relatos de Twitter también iba a poner las fotos y videos que lo probaban.

“Durante las últimas cuatro noches, mis gatos se juntan en la puerta de entrada, exactamente a la media noche, a mirar, como si hubiera algo del otro lado”.

Otras de las pruebas que más impactan son los videos. En uno se ve cómo la mecedora verde se mueve y en otro se ve a sus gatos con una actitud extraña y prevenida.

No dejes de ver: Queimada, la isla que nunca podrás visitar

Sin embargo, la prueba más espeluznante fue el pasado 6 de noviembre cuando Adam volvió a soñar con David, solo que esta vez, asegura el ilustrador, tomó su celular y empezó a tomar fotos en medio de la oscuridad.

“Pensé: ‘Si David va a matarme, tal vez pueda obtener evidencia con mi teléfono’. Comencé a tomar fotografías en la oscuridad.

“Me sentía atemorizado, pero continué tomando fotos. David se acercó cojeando hacia mí sin quitarme los ojos de encima. Pronto estuvimos frente a frente”.

Después de esa noche, Adam fue a trabajar, pero en la noche recordó el sueño y revisó su celular para ver si de pronto eso había pasado en este plano y efectivamente encontró fotos en la oscuridad, pero cuando le subió todo el brillo se reveló la forma del fantasma.

Otro usuario reveló que le subió el brillo completo a  la foto y esto es lo que revela