Juan Sebastián Marroquín, hijo de Pablo Escobar, reveló que su padre tenía pensado secuestrar a Michael Jackson, uno de los cantantes que hizo historia en el mundo de la música.

En la época de los años 80, el célebre narcotraficante colombiano era uno de los personajes más temidos del mundo, luego de que fuera considerado como uno de los capos de la droga más buscados.

Antes de que su fama como maleante se disparara a nivel internacional, Pablo Escobar gozaba de numerosas excentricidades que pagaba con dinero conseguido por negocios ilícitos y que lo convirtieron en uno de los hombres más ricos de todo el planeta.

Esto le permitió contratar todo tipo de personajes de talla nacional e internacional, generando cientos de anécdotas que, hasta hoy día, se siguen conociendo en redes sociales.

Justamente, durante los últimos días, Juan Sebastián Marroquín, hijo de Pablo Escobar, reveló que en la época en la que mayor poder tuvo su padre, este pensó en contratar a Michael Jackson y secuestrarlo para luego pedir una millonaria suma de dinero.

En entrevista con Ana Rosa Quintana, periodista española, el hombre afirmó que él fue quien tuvo la idea contratar al “Rey del pop” para que este viajara hasta ‘La Hacienda Nápoles’, ubicada en Medellín, y se presentara en la cancha de fútbol que se encontraba en este famoso lugar.

“Fui yo quien le propuso a mi padre de invitar a artistas de talla internacional y dejar de contratar a locales cuando había absoluta libertad de presupuesto para contratar y traer a quien quisiéramos (…) Yo le sugiero a Michael Jackson como posible personaje, porque yo era fanático y a mi padre también le gustaba. Le pareció buena la idea”, contó Juan Sebastián Marroquín a TN Argentina.

Sin embargo, Pablo Escobar tenía otros planes para Michael Jackson tras el show que este, supuestamente, daría.

Mientras su hijo hacía todos los trámites y se contactaba con los representantes del artista, quien ya era una de las estrellas mundiales de la música, el narcotraficante tenía pensado secuestrar al artista en Colombia y pedir una recompensa de 60 millones de dólares, esto con el fin de generar todo un show mediático para que su nombre se hiciera más célebre.

“Parecía todo muy normal porque teníamos la pista privada de aterrizaje ahí, la cancha de futbol muy cerca para que él armara su concierto y yo veía como fácil la logística para que él llegue y haga su concierto y se regrese a su país, pero a mi padre se le ocurre de manera inmediata una idea… él me decía ‘sí yo lo voy a invitar’ (…) quería traerlo, pagarle, para que cante y después que él le pague para dejarlo salir de donde él había llegado a cantar”, reveló el hijo de Pablo Escobar sobre los planes que este tenía con Michael Jackson.