El Universal de México informó que El Chavo del 8 y El Chapulín Colorado salieron del aire en más de 20 países, desde el 31 de julio.

Según el medio mexicano, la decisión se da porque ni Televisa ni la familia de Roberto Gómez Bolaños, creador de esta exitosa serie, habían llegado a un acuerdo sobre los derechos.

 

 

Por su parte Florinda Meza, esposa de Roberto Gómez, aseguró que, aunque no tiene nada que ver con la decisión, sí se debe reconsiderar que vuelva El Chavo a las pantallas.

“Aunque no tengo nada que ver porque inexplicablemente no he sido convocada a las negociaciones, creo que justo ahora, cuando el mundo más necesita diversión, hacer eso es una agresión hacia la gente”, escribió Florinda en su cuenta de Twitter.

 

Publicidad

 

Igualmente, la viuda se fue encima de Televisa, a la que consideró su casa por muchos años.

“Es triste comprobar cómo en tu propia casa, a la que le has dado millones de dólares, es dónde menos te valoran”, expresó.

Roberto Gómez Fernán, hijo de Roberto Gómez, escribió en un trino que espera también que regrese la señal de Chespirito.

“Aunque tristes por la decisión, mi familia y yo esperamos que pronto esté Chespirito en las pantallas del mundo. Seguiremos insistiendo, y estoy seguro de que lo lograremos”, dijo.

 

 

El Chavo del 8 y El Chapulín Colorado estaban siendo transmitidos en gran parte de Latinoamérica; Colombia, Venezuela, Brasil y Argentina tenían en sus parrillas de programación alguno de los productos del fallecido Roberto Gómez Bolaños.

El Chavo del 8 inició transmisiones en México en 1973. Poco a poco el programa fue ganándose la confianza de los mexicanos con un rating de hasta 60 puntos; las novelas apenas llegaban a los 40 puntos.

Después de muerto Roberto Gómez Bolaños, hace 6 años, su familia continuó con el legado; el de expandir el icónico programa en todo el mundo.