La exreina barranquilllera, Daniella Álvarez, reveló que, además de la amputación de su pierna, se enfrento al temido Coronarivus.

El año 2020 ha resultado ser el más difícil para la mujer quien se ha enfrentado a distintas pruebas que la vida le ha dejado en el camino.

Tras sufrir una complicación en su salud, Daniella Álvarez estuvo recluida por meses en una clínica de Bogotá en donde perdió una pierna.

A pesar de llevar a cabo un duro proceso de recuperación y de que ya cuenta con una prótesis, la mujer reveló que hace unos meses también se enfrentó al Coronavirus.

En entrevista con la Revista Vea, la barranquillera afirmó que, además de ella, sus padres, su novio, sus hermanos y hasta su sobrino se contagiaron en la ciudad de Bogotá.

«A mi papá le dio COVID y, sin querer, nos contagió a todos, a las tres semanas de mi operación. Esto nunca lo conté, ya era demasiado sumarle a la historia que toda mi familia lo tenía», dijo la mujer.

Publicidad

Daniella Álvarez también recordó que su hermano Ricki Álvarez también padeció del virus, hecho que ocurrió meses antes de que volviera al programa.

La mujer afirmó que el guerrero y su otra hermana, Andrea, tuvieron síntomas leves, mientras que ella, su sobrino menor de edad y su novio, Lenard Vanderaa, fueron asintomáticos.

Su padre casi pierde la batalla

Por otra parte, quien más sufrió por el Coronavirus fueron sus padres; mientras su mamá estuvo unos días en la clínica, su papá, quien al parecer fue quien contagió a todos, permaneció por más 40 días en la UCI.

«Él no tuvo los cuidados. Es una persona muy relajada, vivía con el tapabocas, pero en la nuca. Yo acababa de salir de la UCI y mi padre entraba. Me puse a llorar», recordó la presentadora.

«Mi papá estuvo intubado y permaneció 40 días en la UCI; mi mamá duró 10 días hospitalizada» afirmó la mujer que, a pesar de esto, contó que su padre finalmente se recuperó, a pesar de su reservado pronóstico.