El que diga que un recién nacido es bonito está diciendo una mentira, políticamente correcta, pero mentira; sin embargo, para los padres es un momento inigualable y por eso es común que compartan las fotos de sus bebés en redes sociales.

Esta semana las redes sociales se inundaron con la imagen de un bebé recién nacido, cuya expresión de malgenio quedó inmortalizada por un fotógrafo, para que luego le diera la vuelta a todo el mundo en internet.

La imagen es real y el curioso hecho ocurrió hace unos días en Rio de Janeiro en Brasil cuando Daiane de Jesús y su esposo contrataran al fotógrafo Rodrigo Kunstmann, especializado en tomar fotos de partos para los padres que quieren tener las fotos de ese momento tan importante.

El día del parto fue el pasado 13 de febrero y cuando nació Isa, todos los que estaban presentes se sorprendieron porque la recién nacida, a diferencia de la gran mayoría de bebés, no lloró por lo que Rodrigo tomó varias fotos de ese momento.

“Abrió mucho los ojos, pero no lloró; el médico incluso tuvo que decirle: «¡Llora, Isa!». Hizo esa expresión seria y solo comenzó a llorar después de que le cortaron el cordón umbilical”, dijo Kunstmann a la revista Crescer.

Publicidad

Debido a la rapidez con la que se desarrolló el parto natural, el fotógrafo no pudo parar ni a mirar las fotografías que había hecho, pero a penas salió de la sala de partos y se puso a revisar las tomas, se llevó la gran sorpresa y no dudó en volver para mostrársela a sus padres.

“Tan pronto como salí del quirófano, la mostré a los miembros de la familia y todos se echaron a reír. Dijeron que se convertiría en un meme”, dijo Kunstmann.

Días después, el reportero subió a su cuenta en Facebook la imagen, sin esperar la ola de reacciones que tendría y que se convertiría en meme.