Katy Perry fue fotografiada 10 meses después de dar a luz a su hija Daisy.

La artista estuvo de vacaciones por Europa con su esposo Orlando Bloom y su hijastro.

Llamó la atención de muchos curiosos es que 10 meses después de dar a luz, Katy Perry no logró recuperar su esbelta figura.

Tras el embarazo, a la cantante le quedó el abdomen ‘rellenito’, a diferencia de muchas celebridades que postean imágenes con la barriga plana, luego de ser madres.

Los paparazzis lograron captar a la estadounidense junto a su familia, mientras posaba con un traje de baño completo color morado.

 

 

Foto: Instagram @katyperry

 

El bikini dejó en evidencia que a Katy Perry le ha costado recuperar su peso tras el nacimiento de su hija.

Sin embargo, la artista evidenció el amor propio que siente al exhibir su cuerpo al natural.

No obstante, en sus redes sociales Katy Perry luce un poco más delgada, por lo que algunos seguidores creen que se hace algunos retoques con Photoshop.

Algunos seguidores creen que la nueva imagen de la cantante podría ser porque está nuevamente embarazada, información que no ha sido confirmada.

 

 

Las fotografías de Katy Perry, 10 meses después del nacimiento de su hija:

 

Foto tomada de: SplashNews.com

Foto tomada de: SplashNews.com