Si los viernes siente alegría porque se acaba la semana y por el contrario, los lunes son un dolor de cabeza es porque sufre del síndrome de lunes y viernes. Conozca de qué se trata y cómo puede manejarlo.