contraer-imagen done error basura notificaciones notificaciones-outline persona expandir-imagen search youtube instagram twitter facebook play clock selector arrow gallery share google-plus close whatsapp w-gallery w-video w-text

Justicia

Video| Así reaccionaron los hermanos Uribe Noguera al notificarles la absolución

Featured Video Play Icon

09-Ago-19

En la mañana de este viernes los hermanos Catalina y Francisco Uribe Noguera fueron absueltos del proceso que se adelantaba en su contra por el supuesto encubrimiento de pruebas en el crimen de la niña Yuliana Samboní en diciembre de 2016.

Después de casi tres años de proceso penal, los dos hermanos del confeso asesino Rafael Uribe Noguera, quien paga una condena de más de 50 años de prisión rompieron en llanto y se abrazaron al recibir la noticia, en medio de la audiencia que se celebró desde las 7 de la mañana en el complejo judicial de Paloquemao.  

En el marco de la diliguencia, el juez 46 de conocimiento aseguró que “la Fiscalía no pudo demostrar la participación de los hermanos Catalina y Francisco en este hecho cometido por el señor Rafael Uribe Noguera”.

Para el juez las pruebas de la Fiscalía no fueron suficientes para establecer que ese 4 de diciembre los hermanos alteraron pruebas e intentaron evadir a las autoridades.

Este fue el desgarrador relato de Rafael Uribe Noguera en una diligencia judicial el pasado 5 de junio de 2019

El confeso asesino y violador de Yuliana Samboní relató paso a paso cómo ocurrieron los hechos el pasado 4 de diciembre de 2016 cuando raptó, violó y mató a la pequeña niña de 7 años. Su relato inició con el drama que se empezó a vivir justo antes de conocerse que él había asesinado a Yuliana.

“Cuando empiezo a tener memoria miro mi celular y tengo una cantidad de llamadas y mensajes veo que me están buscando desesperadamente, después de un tiempo contesto y es mi hermana Catalina, me dice que me está buscando el Gaula y yo primero le miento y le digo que estoy donde una amiga”, cuenta el confeso asesino.

Sin embargo Rafael Uribe dice, que su hermana no le cree y que sabe, que en cualquier momento pueden llegar a ese apartamento.

“Yo estoy sintiendo mucha angustia al presentir que vienen mis hermanos, y ahí es cuando levanto el cuerpo de Yuliana y lo escondo, cojo la ropa y la escondo en la cisterna, luego no recuerdo muy bien, solo sé que salgo al balcón”, relata.

En medio del desespero, según Rafael Uribe, su hermano llega hasta el apartamento ubicado en el edificio Equus 66 para intentar ingresar y lograr ver qué está pasando.

“Después de varias llamadas, empiezo a escuchar los gritos de mi hermano rogándome que le abra o sino que le va tocar saltar por la terraza, pues no podía ingresar con la llave porque yo puse el cerrojo de seguridad que solo se puede quitar desde adentro”.

Después de unos 40 minutos los hermanos Catalina y Francisco logran ingresar al apartamento. Francisco es quien persuade a Rafael y empieza a preguntar por Yuliana.

“Mi hermano me coge de los brazos, me grita y me empieza a preguntar qué hice con la niña, que dónde está y que si le hice algo me va a matar. Yo le mentí, dije primero que cuál niña, luego cambié mi versión, dije que la niña se había bajado en los puentes de la circunvalar y luego que se había lanzado”.

Dentro de este relato que se adelantó a puerta cerrada para evitar mostrar la imagen actual de Rafael Uribe por motivos de seguridad, describió que sus hermanos estaban desconsolados, desesperados, su hermana Catalina se desplomó y solo lloraba en medio de la incertidumbre de saber qué había pasado con Yuliana. En su testimonio, con el que la defensa busca demostrar que los dos hermanos no fueron cómplices en el crimen, Rafael reveló en qué momento confesó que había asesinado a la pequeña Yuliana.

Yo me sentía mal, no podía hablar y pedí ir a la clínica, mi hermano me decía que no me podía mover de ahí porque ahí me iban a caer, pero no podía hablar. Cuando íbamos a la clínica Monserrat empiezo a reconocer lo que está pasando y le digo a mi hermano que la niña ya está muerta, que ya está muerta y él empieza a llorar, dice que me odia y que me voy a morir en la cárcel

Rafael Uribe

También te puede interesar