Publicidad
Cargando...
Mundo

La Iglesia reflexiona sobre acogida LGTB+ y diaconado femenino

Publicidad
Papa francisco
Foto: AFP

El Vaticano publicó este martes un documento de orientación que aborda varios temas sociales, como el trato dado a personas LGTB+ y divorciadas, la poligamia, el matrimonio de los sacerdotes o el lugar de las mujeres, en el marco de una consulta mundial.

En un esfuerzo por promover un enfoque más inclusivo y comprensivo, la Iglesia católica está abriendo el diálogo sobre la acogida de personas LGTB+ y la posibilidad de permitir el diaconado femenino. El documento, de 50 páginas, ha sido presentado como parte de los preparativos para el “Sínodo sobre la sinodalidad”, una asamblea que reunirá a obispos y laicos de todo el mundo en Roma en octubre y nuevamente un año después.

Esta reunión representa una oportunidad para que los 1.300 millones de católicos expresen sus opiniones y visiones sobre la Iglesia y los temas sociales actuales. El papa Francisco ha impulsado esta iniciativa en un esfuerzo por descentralizar la estructura de la Iglesia y fomentar una mayor participación de todos los fieles.

El documento plantea preguntas fundamentales sobre cómo la Iglesia puede llegar a las personas que se sienten excluidas debido a su orientación sexual, estado civil o identidad de género. Se busca encontrar medidas concretas para acoger a aquellos que se encuentran en situaciones complejas, como divorciados, vueltos a casar, personas en matrimonios polígamos y personas LGBTQ+.

Además, se destaca la preocupación “unánime” de los católicos en relación con el papel de las mujeres dentro de la Iglesia. El papa Francisco ha mostrado un claro compromiso con este tema al otorgar el derecho al voto a las mujeres y a los laicos no consagrados en el contexto del Sínodo. Además, ha nombrado a varias mujeres en cargos de responsabilidad dentro de la Curia, el órgano de gobierno de la Santa Sede.

El documento también aborda la representación de las mujeres en los procesos de toma de decisiones, su protección contra abusos y la necesidad de una remuneración más justa por su trabajo. Un tema destacado es el diaconado femenino, el acceso de las mujeres a este cargo dentro de la Iglesia. Actualmente, solo los hombres pueden ser diáconos, lo que limita su participación en ciertos sacramentos. Este tema ha generado un intenso debate y es considerado una cuestión controvertida dentro de la Iglesia.

El documento también plantea la posibilidad de permitir que hombres casados puedan ser ordenados como sacerdotes en algunas regiones del mundo. Esta propuesta ya ha sido presentada al papa en el contexto del Sínodo sobre la Amazonia en 2019, donde se solicitó discutir la apertura del diaconado a las mujeres y la ordenación de hombres casados en ciertas circunstancias. Hasta ahora, el papa no ha tomado acciones concretas al respecto.

Además de abordar estos temas, el documento reconoce las heridas causadas por los abusos sexuales, económicos, de poder y de conciencia, y destaca la necesidad de tomar medidas concretas para abordar estas crisis. La Iglesia reconoce la importancia de abordar estas problemáticas de manera seria y efectiva, buscando sanar las heridas causadas y promoviendo la transparencia y la responsabilidad.

Tras la realización del sínodo, es habitual que el papa publique una “exhortación apostólica”, un documento oficial en el cual ofrece recomendaciones a los fieles. En este caso, se espera que el papa Francisco emita dicha exhortación para reflejar los resultados y las reflexiones surgidas durante el sínodo sobre la sinodalidad.

Este documento de orientación representa un paso significativo hacia una Iglesia más inclusiva y abierta al diálogo sobre temas que han sido objeto de debate durante mucho tiempo. La Iglesia católica busca fortalecer su vínculo con las personas LGTB+ y reflexionar sobre la posibilidad de ampliar el rol de las mujeres dentro de la institución. Este enfoque refleja el deseo de una Iglesia que sea acogedora, justa y atenta a los desafíos y cambios de la sociedad actual.

La publicación de este documento ha generado expectativas y también debates en torno a estas cuestiones. Mientras algunos celebran los avances hacia una mayor inclusión, otros expresan preocupaciones y plantean interrogantes sobre los límites y las implicaciones de dichos cambios.

Temas Relacionados:

Publicidad
Síguenos en nuestro canal de WhatsAppSíguenos en Google News