Aunque Ramón Timothy López, de 28 años, murió el pasado 4 de agosto, hasta ahora se conocen las imágenes grabadas por las cámaras que cargaban los policías en Phoenix, EE.UU, al momento del procedimiento.

Una llamada al 911 alertó a las autoridades de un hombre que actuaba de forma extraña en una avenida de Phoenix, Arizona y quien, al parecer, sufría de esquizofrenia. 

Los policías, que creyeron que Ramón Timothy López estaba bajo los efectos de la droga, lo inmovilizaron en medio de una larga carrera y en plena autopista.

 

 

Las cámaras corporales de los agentes muestran que tuvieron bajo arresto al sujeto durante varios minutos sobre el asfalto caliente. La temperatura ambiental de Phoenix estaba a 37°C, por lo que se cree que la temperatura del asfalto era superior a los 50°C.

Publicidad

Luego de unos seis minutos, subieron a Ramón Timothy López esposado al carro de la Policía con algunas raspaduras en su cuerpo. Aunque el detenido no reaccionaba, la Policía aseguró que en ese momento sí respiraba.

Sin embargo, el hispano fue declarado muerto después de ser trasladado al hospital.

El abogado Ben Crump, encargado del caso legal de George Floyd, condenó el actuar de la Policía de Phoenix.

“Los oficiales de Phoenix inmovilizaron a Ramón Timothy López, quien sufría de esquizofrenia, en el pavimento caliente y pronto dejó de responder y MURIÓ”, escribió en redes sociales.

Por su parte, el Departamento de Policía de Phoenix se encuentra realizando las investigaciones para determinar si sus oficiales cometieron un homicidio en este caso.

 

Advertimos que las imágenes puede herir la sensibilidad