Una abuela venezolana cambió el metro de Caracas por los buses de TransMilenio en Bogotá, siendo una sensación entre los pasajeros.

A través de video en redes sociales, se puede conocer el trabajo de «Cindy sin dientes», una adulta mayor que tuvo que venir a Colombia por la crisis económica en su país.

«Yo soy cualquiera, no soy bandolera, ni pistolera, yo soy rapera (…) necesito ayuda pa’ quítame esta loquera», es una de sus rimas más populares.

Durante años se ha dedicado a hacer este tipo de presentaciones, pero ahora ofrece su voz a los capitalinos para ganarse el sustento diario.

Los videos de sus improvisaciones y rimas son tendencia en varias plataformas digitales, donde los usuarios destacan su originalidad.

Publicidad

Sin embargo, otras personas han manifestado su indignación, ya que no consideran justo que una mujer de esta edad deba estar trabajando en TransMilenio, exponiéndose al contagio por el nuevo coronavirus.