Una niña de siete años le pidió a los médicos que la atienden que la dejaran «morir», luego de ser víctima de abuso físico y sexual por parte de sus padres.

La ciudad de Puebla (México) está consternada con este insólito caso de violencia contra la pequeña Yatzii, nombre con el que la han identificado las autoridades.

La menor llegó en el mes de agosto al hospital de dicha ciudad con quemaduras de cigarrillo, lesiones por golpes en todo su cuerpo, señales de violación y con «el intestino por fuera».

«Tendrá que ser reintervenida para una cirugía que se llama restitución de tránsito intestinal», aseguró José Antonio Martínez, Secretario de Salud de Puebla.

Publicidad

El caso se ha vuelto viral en redes sociales ya que la pequeña, quien se mantiene en delicado estado, realizó una triste petición a uno de los médicos que la atienden.

«Mejor quiero morirme, ya no me curen, no quiero regresar con mis padres para que me sigan pegando», esta habría sido la petición de la niña, según el diario Sin Embargo.

Rafael N. y Alejandra Viridiana N., padres de la menor, fueron capturados por los delitos de «violencia familiar y abandono de persona en agravio de su hija».

Ante este atroz hecho, las autoridades retomaron la investigación de la muerte de otra hija de la pareja. Una menor de tres años y quien murió hace más de un mes.