Una joven modelo e infleuncer de 25 años perdió la vista de su ojo derecho y está a punto de perderla de su ojo izquierdo debido a un mal procedimiento cuando se tatuó los ojos de negro.

La chica quería imitar a su rapero favorito, Popek, y tatuarse, como él con tinta negra, la esclerótica de sus ojos es decir la membrana blanca.

El tatuaje se lo hizo la modelo Aleksandra Sadowska en 2016 en Varsovia (la capital de Polonia) con el tatuador Piotr A.

La joven aseguró que todo empezó con un dolor y una hinchazón severa en su ojo derecho, pero que su tatuador aseguró que se trataba de un síntoma normal que debe desaparecer con el tiempo.

En ese momento, Piotr le aconsejó que tomara analgésicos y pañitos de agua tibia sobre los ojos, pero su condición no mejoró, sino que empeoró al punto que perdió la visión de ese ojo derecho y se está debilitando el del izquierdo.

Instagram @anoxi_cime

Publicidad

“Tenía cataratas y glaucoma. No he podido recuperar la visión, pero los tratamientos médicos me han ayudado a estabilizar la presión de los ojos y aliviar mi dolor”, le dijo la afectada al medio ‘Polska Times’.

La modeló lo demandó y según determinó una investigación publicada en medios locales, el tatuador usó una tinta que es adecuada solo para tatuajes en el cuerpo y es peligrosa para los ojos.

«Es una evidencia clara que el tatuador no sabía cómo realizar un procedimiento tan delicado. Y aun así decidió hacerlo, lo que llevó a esta tragedia», afirmaron los abogados de la mujer.

La mujer relató a los medios que los médicos no son optimistas con que vuelva a recuperar la vista, ya que ha tenido varias cirugías sin éxito. «El daño es demasiado profundo y amplio. Tengo miedo de quedarme completamente ciega».

Luego de conocerse la investigación, ahora el tatuador deberá enfrentar una condena de hasta tres años en la cárcel.

La semana pasada las acusaciones en contra del artista fueron entregadas a una corte y Piotr podría ir a prisión, según las autoridades,  por exponer involuntariamente a la mujer a una discapacidad grave.