Este fin de semana se conoció que la Fiscalía de Barcelona dio un prorroga de seis meses para continuar la investigación contra la cantante colombiana a la cual se le atribuyen tres supuestos delitos fiscales.

El Ministerio Público investiga un supuesto fraude entre 2011 y 2014, por más de 10 millones de euros, al no pagar impuestos cuando al parecer residía en el País.

Según la información remitida por la Agencia Tributaria, la cantidad defraudad superaría los 140.000 dólares, cuota a partir de la cual la evasión de impuestos está considerada delito fiscal y podría ser castigada con penas de uno a cinco años de prisión.