Rodrigo Alves, mejor conocido como el “Ken humano”, fue detenido en Berlín, Alemania, cuando adelantaba unas grabaciones para el programa Gran Hermano de ese país.

Todo ocurrió luego de que las autoridades le pidieran su documentación y se vieran obligados a arrestarlo porque no se parecía en nada a la foto que tenía en su pasaporte. Según relató el mismo Alves, los oficiales no encontraron parecido porque viajó con una identificación vieja.

“Ellos querían verificar que tuviéramos permiso del cónsul local en Berlín para grabar en las calles. Teníamos todos los papeles en orden, pero me detuvieron porque accidentalmente había llevado mi viejo pasaporte vencido y no el nuevo (…) No fue posible para la policía verificar mi identidad porque luzco muy diferente ahora en comparación con la foto. Una persona debió traer un escaneo de mi nuevo pasaporte para que me dejen en libertad”, explicó.

“Ken”, nacido en Brasil, se ha gastado hasta el momento más 668.218 dólares en cirugías estéticas para “mantenerse eternamente joven como Peter Pan”.