Ad
Ad
Ad
Ad
Uno, Dos, Tres

Uno | La reunión hoy del fiscal con la bancada de Alianza Verde fue tensa y de voces altas

Ad

El encuentro del fiscal y los verdes hace parte de las conversaciones que el alto funcionario está sosteniendo con los partidos políticos para hacer observaciones a proyectos del Gobierno para buscar la paz total, como el sometimiento a la justicia.

El fiscal ha enfilado sus baterías contra la ley de sometimiento, que, según él, es una velada plataforma para darles amnistías o indultos a los narcotraficantes. El fiscal negó que en el Congreso le hayan atendido o escuchado ninguna de las nueve observaciones que tiene sobre el proyecto.

El encuentro de hoy comenzó a las 8:15 de la mañana y en los primeros quince minutos, para asombro de los asistentes, hubo un fuerte intercambio de palabras entre el senador Ariel Ávila, coordinador ponente de la ley de sometimiento, y el fiscal general.

El senador Ávila dijo anoche en Noticentro 1 CM& que el fiscal Barbosa está haciendo con su posición sobre el proyecto política barata. Ávila le dijo esta mañana al fiscal Barbosa, en tono fuerte:

 «Usted le está diciendo mentiras al país, cuando afirma que el Congreso no le aceptó sus recomendaciones. Aceptamos ocho de las nueve propuestas suyas».

 

El fiscal, visiblemente molesto, lo interrumpió también en tono alto, asegurando que él no dice mentiras y que el Congreso incluyó algunos puntos suyos, pero al acomodo de los congresistas.

Ávila lo interrumpió para decirle:

«Es que los legisladores somos nosotros, no usted. Si usted quiere que pasemos sus propuestas literalmente como las presenta, está desconociendo el principio de separación de poderes».

Y el fiscal respondió:

«Ahora no tengo nueve, sino 12 reparos a la ley».

 

Y el asunto central de sus críticas es ahora el concierto para delinquir agravado, que, según el fiscal, no debe ser objeto de principio de oportunidad porque sería indultar a todos los narcos.

El intercambio de opiniones entre el fiscal y Ávila fue duro, pero respetuoso. El fiscal, que al comenzar la semana había dicho que no iba a permitir que este proyecto pasara, hoy les dijo a los congresistas verdes que le parece una ley muy importante, pero si se hacen algunas modificaciones.

En tono cordial, el fiscal y Ávila acordaron que la semana entrante se reunirán los dos con representantes del Gobierno y los ponentes de los otros partidos para estudiar las nuevas observaciones del fiscal.

Como en las crisis de pareja: cuando hay diálogo, después de la voz fuerte y las amenazas, ¡todo se arregla!

Temas Relacionados:

Ad
Siguenos en Google News