El famoso cantante de salsa tuvo una fuerte recaída de salud que lo alejó de los escenarios momentáneamente; sin embargo los empresarios que lo habían contratado no creían que estaba enfermo, por lo cual al artista le tocó enviar pruebas.