Publicidad
Sin Carreta

¿En riesgo el suministro de energía en Colombia? Le pusimos la lupa al tema

#SinCarreta | Lina María Sandoval le puso la lupa a la escasez actual en los embalses del país y es momento de analizar detenidamente las posibles repercusiones económicas que esto podría tener.

Publicidad

Los embalses en Colombia son más que simples cuerpos de agua; son pilares fundamentales para el suministro de agua potable y la generación de energía en el país. Sin embargo, en los últimos tiempos, hemos sido testigos de una disminución preocupante en sus niveles debido al fenómeno de El Niño. Actualmente, los embalses se encuentran al 31 % de su capacidad, y el límite crítico, es decir, el punto en el que empezaremos a tener problemas con el suministro energético es del 27 %. Con un descenso diario del 0.5 %, es fácil calcular que en tan solo ocho días podríamos alcanzar ese punto crítico.

Esta situación plantea interrogantes importantes, sobre todo en lo que respecta al impacto en los precios de los servicios públicos. ¿Podría esta disminución en los embalses afectar nuestros bolsillos? Lina María Sandoval le puso la lupa a las alarmas que se han encendido y es momento de analizar detenidamente las posibles repercusiones económicas que esto podría acarrear.

El ahorro de agua se vuelve imperativo en esta coyuntura. Si no llueve lo suficiente para reponer los niveles de los embalses, un apagón es una posibilidad inminente. Es por ello por lo que resulta importante concientizar a la población sobre la importancia de un uso responsable del agua.

Para arrojar más luz sobre esta situación, Amylkar Acosta, exministro de Minas y Energía, ofreció una visión experta sobre la problemática. Acosta destacó que los embalses no solo proveen de energía al país, sino que también son fundamentales para la regulación del agua. Ante la escasez actual, es clave evaluar el impacto que esto podría tener en las tarifas de energía en Colombia.

El aumento en los precios de los servicios públicos es una preocupación legítima para los colombianos. Si la generación de energía se ve comprometida debido a la baja disponibilidad de agua en los embalses, es probable que las empresas eléctricas se vean obligadas a buscar fuentes de energía alternativas, lo que podría resultar en un incremento en las tarifas para los consumidores.

Además, la dependencia de la energía hidroeléctrica en Colombia nos deja especialmente vulnerables a las fluctuaciones en los niveles de agua. Es necesario diversificar nuestras fuentes de energía y promover la inversión en energías renovables para reducir nuestra dependencia de los embalses y garantizar un suministro energético estable y asequible a largo plazo.

Le puede interesar: “Bienvenida sea esa reorganización”: Otty Patiño sobre creación de nuevo bloque del EMC

Temas Relacionados:

Publicidad
Síguenos en nuestro canal de WhatsAppSíguenos en Google News