Jaime Alberto Cabal, presidente de Fenalco, explicó que esto busca darle tiempo adecuado a las empresas para tener un flujo de caja estable y poder cumplir.

El dirigente de la agremiación explicó en ‘El Valor de la Verdad’ que debido a la cercanía entre el fin de la cuarentena (31 de mayo) y el día de pago de la prima (15 de junio), sería complicado para las empresas que no han tenido nada de movimiento en los últimos meses.

“Abrir para 10 o 15 días para cumplir con la prima es muy complicado porque no hay recursos. Partimos de la base que es un derecho de los trabajadores y hay que cumplir. Por eso le solicitamos al Gobierno extender el subsidio de nómina a la prima y aplazar un poco el pago de esta para poder hacer caja con la reapertura y así poder cumplir con la obligación”, indicó Cabal.

Fenalco asegura que si se amplía el plazo para el pago de la prima las empresas podrán tener el impulso del primer día sin IVA en el país pactado para el 19 de junio.

Sin embargo, Cabal advirtió que una de las principales preocupaciones del gremio es la lentitud de los trámites para la reapertura de los comercios. Por eso, indicó el dirigente, han pedido “colaboración de las alcaldías” para que los comerciantes “puedan aprovechar el 19 de junio”.

¿Comercio 24/7?

Fenalco asegura que esa no es una solución real para la reactivación del sector postcuarentena debido a los altos costos que esto supondría.

“Tenemos una regulación laboral muy rígida cuyos costos de recargos nocturnos son bastante altos. Obviamente con una demanda tan baja como la que nos vamos a encontrar no tendría sentido que el comercio opere las 24 horas”, explicó Cabal.

Mira la entrevista completa con Jaime Alberto Cabal, presidente de Fenalco