Ad
Ad
Ad
Ad
Política

¿Uribe es “tibio” con Petro? Critican al expresidente tras reunión en Casa de Nariño

Varios simpatizantes de Álvaro Uribe lo criticaron pues consideran que con el Gobierno no hay nada para negociar y calificaron al expresidente como “tibio”.

Ad
Uribe y Petro
Foto AFP

Después de la reunión entre el expresidente Álvaro Uribe y el actual mandatario de los colombianos, Gustavo Petro, las críticas no se hicieron esperar desde ambos sectores. Sin embargo, hubo un detalle que llamó la atención y es que fueron los propios uribistas los que calificaron a su líder de ser “tibio” con las políticas actuales del Gobierno nacional.

De hecho, al expresidente lo compararon con Sergio Fajardo y le reclamaron pues, según la derecha colombiana, no hay nada que negociar en temas como la reforma a la salud.

Sobre la reunión, Álvaro Uribe expresó que durante su encuentro con el presidente Gustavo Petro “no se llevó a cabo un diálogo, pero sí se desarrolló un intercambio de ideas constructivo” en el que se abordó la reforma del sistema de salud propuesta por el Gobierno y que genera oposición por parte del Centro Democrático, el partido liderado por el exmandatario.

“En la noche de ayer no experimentamos un diálogo directo, pero sí tuvimos un debate enriquecedor, una discusión franca, de desacuerdos (…) Lo sucedido no fue simplemente un intercambio de discursos, sino más bien un debate dinámico“, subrayó Uribe durante una conferencia de prensa en la que miembros de su partido revisaron las críticas hacia dicha iniciativa.

No era viable llegar a la Presidencia con un mero discurso; era fundamental llevar propuestas estructuradas que hemos estado analizando y estudiando”, afirmó Uribe respecto a las sugerencias presentadas.

Petro extendió una invitación al expresidente Uribe, quien gobernó Colombia entre 2002 y 2010, para dialogar acerca de la reforma presentada por el Ejecutivo el año pasado. Esta propuesta busca modificar el sistema de salud público, centrándose más en la prevención y atención primaria, y extendiéndose a áreas remotas desprovistas de clínicas o servicios de atención médica.

Este cambio conlleva una disminución de poder y gestión para las Entidades Prestadoras de Salud (EPS) privadas, encargadas actualmente de administrar los recursos de los contribuyentes para ofrecer servicios de salud.

El presidente Petro comentó después de la reunión que “las diferencias y los puntos de acuerdo están claramente definidos“. Aunque no abordó las discrepancias iniciales, señaló que los consensos se centran en “preparar a más personas en ciencias de la salud”, “evitar que el clientelismo se apodere de los hospitales públicos” y “reconocer la importancia de un sistema de salud preventivo”.

El ministro de Salud, Guillermo Jaramillo, destacó tras la reunión en declaraciones a la prensa que fue un “diálogo ameno” y expresó su confianza en que “siempre es posible llegar a algún tipo de consenso”. No obstante, admitió que existen “dos modelos diferentes: el modelo de mercado y el modelo del derecho a la salud”. Jaramillo afirmó: “Consideramos que, por encima del mercado, aunque no estamos en contra de él, el Estado debe asumir la responsabilidad de proporcionar atención médica a toda la población“.

Le puede interesar: Polémico avión en alumbrado pretende recordar a jugadores del Chapecoense

Temas Relacionados:

Ad
Siguenos en Google News