Publicidad
Cargando...
Mundo

Nueva York se ahoga en apocalíptica niebla de esmog ¿Por qué pasó esto?

Publicidad
Incendio Canadá

La provincia canadiense de Quebec esperaba con impaciencia la llegada de refuerzos para combatir unos virulentos incendios, cuyo humo cubrió Nueva York y otras partes de Estados Unidos de una niebla apocalíptica.

Los devastadores incendios en este país, concentrados ahora en esta provincia francófona, provocaron la evacuación de más de 20.000 personas y en lo que va de año arrasaron casi 3,8 millones de hectáreas.

Con 150 fuegos activos, el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, describió esta temporada de incendios como la peor de su historia y advirtió que los recursos “están al límite”.

El humo causado por el fuego alcanzó el noreste de Estados Unidos y se extendió hacia el oeste hasta Chicago y hacia el sur hasta Atlanta, llevando a la Agencia de Protección Ambiental a emitir alertas sobre una zona con más de 100 millones de personas.

La espesa capa tóxica envolvió la Estatua de la Libertad y los rascacielos de la Gran Manzana de un brillo entre naranja y café, retrasó vuelos y forzó el aplazamiento de eventos deportivos.

Las mascarillas, vestigios de la pandemia, aparecieron de nuevo en las calles.

También puedes leer: De fórmula a rivales: Mike Pence competirá con Trump en busca de la candidatura presidencial

Esperando refuerzos

Después de los dañinos fuegos ocurridos en las provincias de Alberta y Nueva Escocia, Quebec es ahora el epicentro de los incendios en Canadá.

Actualmente, hay 150 activos, un centenar de ellos fuera de control. Y no se esperan lluvias importantes antes del lunes por la noche.

“Con los efectivos con que contamos podemos cubrir al mismo tiempo unos 40 incendios, pero hay 150 activos”, dijo el primer ministro de Quebec, François Legault.

“Tenemos que atender lo urgente”, añadió.

Quebec movilizó cientos de personas para combatir el fuego y espera llegar a 1.200 con la ayuda internacional.
La Unión Europea propuso enviar más de 280 bomberos procedentes de Francia, España y Portugal, según anunció la presidenta de su brazo ejecutivo, Ursula von der Leyen.

La Casa Blanca dijo que el presidente Joe Biden también había ofrecido a Trudeau “apoyo adicional para responder a los devastadores e históricos incendios forestales”.

Trudeau escribió en Twitter que le había agradecido a Biden. “Estos incendios están afectando a las rutinas diarias, vidas y medios de sustento, y a nuestra calidad del aire”, dijo.

Más de 20.000 canadienses han sido evacuados, más de la mitad en Quebec, en donde el gobierno se prepara para trasladar a otros 4.000.

Temas Relacionados:

Publicidad
Síguenos en nuestro canal de WhatsAppSíguenos en Google News