Los estudiantes que se fueron de fiesta a las playas de Florida fueron elegidos como los estadounidenses «más tontos» del año.

Las imágenes de playas y clubes nocturnos a reventar en Miami Beach desencadenaron desconcierto e ira generalizada.

Los jóvenes recibieron hasta un regaño de Donald Trump, cuyo propio manejo de la pandemia ha sido criticado por la falta de pruebas de diagnóstico y promesas apresuradas.

El estudio, realizado por la Opinion Research Corporation, encontró además que el público estadounidense encuestado criticó igualmente el accionar del mandatario.

De los más de 1.000 estadounidenses contactados por teléfono al azar entre el 25 y el 27 de marzo, 51% estuvo de acuerdo con que Trump actuó de manera «tonta» en el último año.

Mientras que 50% dijo lo mismo sobre los jóvenes que fueron a Miami haciendo caso omiso a la pandemia.