Aunque tenía todo planeado, desde la comida hasta el castillo inflable, una madre tuvo que reconocer que ninguno de los invitados a la fiesta de cumpleaños de sus hijos asistió.

“Son casi las 7:00 p.m. y nadie ha llegado a la merienda… todos con alguna excusa o simplemente que ‘están muy lejos'”, escribió Montserrat, mamá de los niños en Facebook.

El festejo era para sus hijos Gera, de 5 años de edad, y Asís, de 4 años, quienes veían con frustración que el lugar de su celebración estaba vacío.

Sin embargo, Monserrat no se rindió y usó las redes sociales como último recurso para darle un momento de felicidad a sus hijos.

Te puede interesar: Familia viajó a Brasil a ver a Colombia, sin saber que el público no estaba permitido

“Si no me hablan o me conocen, no importa; si gustan venir, el brincolín estará hasta las 11:00 p.m. No quiero que la comida se quede, ni que Gera y Asís piensen que no tienen amigos”, escribió la mamá.

Internet hizo lo suyo y rápidamente la publicación se volvió viral en Facebook.

En poco tiempo, el mensaje de la señora trascendió entre varios usuarios que vivían en el sector de Apocada, Nuevo León, en México.

Unas horas después, Monserrat realizó una nueva publicación en la que confirmaba que estaban llegando personas al evento. “Viene llegando gente, la fiesta no está sola, les agradezco mucho el apoyo que nos dan”.

“Las muestras de cariño para mi Gera y Asís, no creo darme abasto con la comida pero espero se diviertan. Gracias totales, los queremos un montón”, añadió.

Finalmente, la fiesta de cumpleaños de los niños resultó un éxito, con docenas de personas que hicieron el ambiente que tanto esperaban.

“Mis hijos se la pasaron increíble, personas me decían que venían de otros municipios”, contó.

En fotografías se ve que Gera y Asís jugaron, se divirtieron y recibieron muchos regalos.