Vanessa Bryant tomó acciones legales contra la compañía a la que pertenecía el helicóptero en que fallecieron su esposo Kobe, su hija Gigi y siete personas más.

La demanda asegura que Island Express, compañía a la que pertenecía el helicóptero, solo podía volar en condiciones normales, algo que el día del accidente no había ya que la niebla era baja y densa, algo que impedía la buena visibilidad del piloto, dice TMZ.

Además, Vanessa alega en su demanda que el piloto, también fallecido en el choque, no realizó un buen análisis del clima antes de despegar, no abortó el vuelo cuando se dio cuenta de las condiciones y “falló en mantener control de la aeronave, así como esquivar obstáculos en el camino”.

La arremetida contra Ara George Zobayan también menciona una sanción que tuvo el piloto en 2015 cuando violó las normas mínimas de visibilidad para un vuelo.

Vanessa Bryant además pide a Island Express la reparación por los “daños pre-impacto”, algo que TMZ define como los traumas emocionales que vivieron Kobe y Gigi en los momentos de pánico cuando Zobayan perdió el control del helicóptero.

Publicidad

La demanda no especifica una cantidad por los daños, pero sí los punitivos, asegurando que el piloto y la compañía fueron descuidados e imprudentes.