Publicidad
Deportes

Champions League: Manchester City e Inter; obligación y chequera vs historia y reivindicación

Publicidad
Manchester City Inter
Tomado de :AFP

Manchester City e Inter se verán las caras en el duelo definitivo de la Liga de Campeones 2023/23, en Estambul. Mientras que los ‘sky blues’ buscan quebrar la “barrera mental” que les ha impedido la consagración en el torneo más prestigioso a nivel de clubes, el ‘neroazurro’ busca reinstalar en el mapa a un país que llegó a ser monarca del fútbol mundial en la primera mitad del actual siglo.

Los dirigidos por Guardiola jugarán la final del certamen por segunda ocasión en tres años, buscando que para este episodio superen el obstáculo que les interpuso Chelsea en 2021, cuando los entonces comandados por Thomas Tuchel derrotaron por 1-0 a los ‘citizens’ en el duelo final.

Entre tanto, los de Simone Inzaghi regresan a una final de Champions desde 2010, buscando repetir el exitoso episodio que les supuso coronarse con el título (2-0 vs. Bayern Múnich) bajo las riendas de José Mourinho, y que significó completar el tan anhelado ‘triplete’, mismo objetivo que ahora se traza Manchester City.

El pitazo inicial lo dará el colegiado polaco Szymon Marciniak, a partir de las 2:00 p.m. de este sábado 10 de junio.

También puedes leer: El efecto Messi: Mientras unos suben, otros bajan

Dos caminos “contrastados”

Manchester City, de menos a más

El actual campeón de Inglaterra llega a la final de la Champions tras un curso, en el que cuando parecía atascarse en un momento neurálgico de la temporada, terminó por rehacerse con una gran autoridad futbolística, que tradujo con contundentes victorias ante rivales candidatos.

Los ‘citizens’ superaron sin dificultades la fase de grupos del torneo, en los que consiguieron 14 puntos (cuatro victorias y dos empates) en el grupo que lo emparejó con Borussia Dortmund, Sevilla y Copenhague.

Fue tras la primera igualdad en la ida de octavos (1-1 vs. Leipzig), en la que se cimentó la incertidumbre respecto al favoritismo y las posibilidades reales de un City, que para entonces venía “de capa caída”. Pero fue el partido de vuelta el que despejó todo tipo de interrogantes: un histórico 7-0, en el que Erling Haaland aportó cinco de los tantos, fue el punto de inflexión del “renacimiento ciudadano”.

Renacimiento que iba a reafirmarse con el incontestable 3-0 vs. Bayern Múnich en la ida de los cuartos de final, que logró finiquitar con una igualdad (1-1) en Alemania.

La última gran prueba para alcanzar la final no podía ser de mayor voltaje: el actual campeón, Real Madrid. La serie comenzó de manera adversa para los de Guardiola, quienes veían como el gol de Vinicius parecía ratificar el poder del cuadro ‘merengue’ en la competición. Pero los de Guardiola comenzaron a tumbar el mito con el tanto de Kevin de Bruyne, que significó una gran renta para los ‘sky blues’ (1-1), de cara al juego de vuelta.

Mánchester fue protagonista de, quizá, una de las exhibiciones futbolísticas más ostentosas en la temporada. El 4-0 conseguido en el juego definitivo, fue el pináculo del nivel alcanzado por el equipo, que dos meses atrás parecía verse enterrado.

Conozca más: Torneos Conmebol: Así finalizó la quinta fecha

El camino ‘invertido’ del Inter

Las dudas sobre el destino del Inter en el torneo comenzaron desde el sorteo de la fase de grupos, en el que el azar decidió que el ‘neroazurro’ debía verse las caras con Bayern Múnich y Barcelona, además del modesto Viktoria Plzeň.

El objetivo proyectado por Inter fue pelear por el segundo lugar, y que los de Inzaghi terminaron por “aceptar” tras las derrotas contra los bávaros (ambas por 2-0). Con los seis puntos sumados vs. Plzeň, el gran reto era ganar la “llave” vs. Barcelona.

El objetivo empezó a finiquitarse con el triunfo por 1-0 en el Giuseppe Meazza. El duelo de vuelta en el Camp Nou terminó por ser un partido definitivo de la temporada europea, tras el trepidante 3-3 en el que el ‘neroazurro’ firmó su clasificación a octavos de final, quedándose con la segunda casilla de su grupo ( 10 puntos).

Fue desde ese momento, en el que la suerte iba a correr a favor del Inter, cuyo primer sorteo (el de octavos de final) lo emparejó con Porto. Un 1-0 en casa, que logró con el tanto de Romelu Lukaku iba a ser suficiente, para luego resistir en el juego de vuelta en Do Dragão (0-0).

Ya en cuartos de final, los de Milano tendrían a regresar a Portugal para cruzarse con Benfica. El 0-2 conseguido en Lisboa lo decidió con un 3-3 en casa.

El último obstáculo iba a poner por delante a su eterno rival, A.C. Milan, en el que Inter disipó todo pronóstico que anticipaba un cruce cerrado, y respondió a su evidente favoritismo ganando los dos partidos (2-0 y 1-0).

Probables alineaciones

  • Manchester City: Ederson (PO); Walker, Días, Akanji, Stones; Rodri, Gundogan, Silva, De Bruyne, Grealish; Haaland. (3-2-4-1).
  • Inter Milán: Onana (PO); Darmian, Acerbi, Bastoni; Dumfries, Barella, Calhanoglu, Brozovic, Dimarco; Dzeko, Lautaro. (3-5-2).

Temas Relacionados:

Publicidad
Síguenos en nuestro canal de WhatsAppSíguenos en Google News