Documentos con mala suma de votos y tarjetones electorales adulterados con tachones para cambiar resultados, son las principales pruebas que tiene un sector del Partido Conservador, en el Valle del Cauca para denunciar ante las autoridades, el presunto fraude electoral.

Mauricio Delgado, exsenador del Partido Conservador sostuvo que han «trabajado sobre los E 14, hemos encontrado en las enmendaduras, más de tres mil votos, hay otras alteraciones, en las E 26 el candidato 25, sigue creciendo y nosotros estáticos».

Inicialmente son siete municipios del Valle con irregularidades que estarían restando votos al excandidato Mauricio Delgado y favoreciendo a otro de su mismo partido.

Gustavo Prado, abogado de los conservadores en el Valle, dijo que «sobre el boletín 25 comenzó el fraude. Le quitaban los votos a Mauricio, se los sumaban a Sanabria, eso no solo pasó en Senado, sino también en Cámara, Uriel, Monedero y Adriana Gómez».

Ubeimar Delgado, exgobernador del Valle indicó que «parece como un concierto para delinquir porque para que todos estos municipios aparecieran, hubo que coordinar».

Sanabria aseguró que está presto a colaborar con las investigaciones que quieran adelantar. Entretanto, las denuncias de los conservadores quedarán en la Registraduría Nacional.